Skip to Menu Skip to Content Skip to Footer

Mesa redonda: "Causas de la indignación. Evaluación del malestar social"

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirE-mail

Fundación Pablo VI Lunes, 12 de Septiembre de 2016

XXIII Curso de Doctrina Social de la Iglesia
Fundación Pablo VI, 12-14 de septiembre de 2016

D. Jesús Sanz Abad.
Universidad Complutense de Madrid

D. Agustín Domingo Moratalla.
Universidad de Valencia

D. Valentí Puig.
Escritor [fichero PDF]

PRESENTACIÓN DE LA MESA REDONDA

Ricardo Benjumea.
Director de la Revista Alfa y Omega

Julio Martínez hablaba esta mañana de «una crisis socio-económica-política intensa que se prolonga en el tiempo y apunta a un proyecto vital difícilmente sostenible». Eso genera grandes dosis de frustración, indignación, malestar social…, un tema al que han prestado mucha atención en los últimos años estos Cursos de Formación en Doctrina Social de la Iglesia, que en 2013 llevaron por título «Rehabilitar la democracia». En esta mesa redonda se hablará esta tarde de malestar social ante una crisis que, con sus altibajos, los expertos coinciden en que no será pasajera.

No es un fenómeno ni mucho menos restringido a España. Estamos ante «un cambio de época», no simplemente «una época de cambios», ha dicho el Papa Francisco. Y curiosamente en estos tiempos convulsos han vuelto a ponerse de moda los superhéroes. Curiosamente, porque el relato del superhéroe tiene que ver con salvar el mundo, con salvar nuestro mundo, nuestro estilo de vida: salvar el sistema, en definitiva.

Hoy nuestro sistema está amenazado, pero no desde fuera, como ocurría durante la Guerra Fría (el Daesh no da para tanto), sino por sus fuertes contradicciones internas. Leíamos esta mañana en un diario nacional (El País) que «el Estado da por perdidos 26.300 millones de euros a la banca», cifra 10.000 millones de euros por encima de los recortes en educación y sanidad durante la crisis. La combinación de crisis, recortes, paro, corrupción… ha generado tal grado de desafección en los ciudadanos que nos encontramos ante el peligro de una profunda crisis de legitimidad del sistema.

Pero referirnos al «sistema» es algo más amplio que hablar del sistema político –lo público no se limita a la política, nos recordará seguramente Agustín Domingo Moratalla–, aunque esta crisis sistémica que atravesamos sea más a aguda –o al menos más llamativa y perceptible– en su vertiente política. En todo caso, los políticos aparecen como los grandes culpables ante la opinión pública de esta situación.

No es de extrañar que la crisis política haya generado un verdadero boom editorial. Desde el Contra los políticos, de Gabriel Albiac, ya en 2008, a Carlos Fernández Liria, quien en su reciente En defensa del populismo percibe en esta crisis una oportunidad para formaciones políticas y propuestas hasta hace poco consideradas marginales, y que ahora están instaladas en la centralidad del tablero político.

La desafección generalizada hacia las instituciones es el punto de partida de Fernández Liria, que escribe desde posiciones cercanas a Podemos. Desafección, postdemocracia, antipolítica es el título de un libro de José Miguel Ortí Bordás, que fue un estrecho colaborador de Torcuato Fernández de Miranda, y quien, desde un diagnóstico similar, plantea la necesidad de que surja una nueva élite capaz de conectar con el descontento y las expectativas de la sociedad. Renovación frente a revolución.

Para Ortí Bordás, una de las principales causas de desafección hacia las instituciones y hacia los partidos políticos es el relativismo, la pérdida de noción de la verdad. A más de uno estas tesis podrán sonarle como poco “ratzingerianas”, pero no son muy distintas de las que defiende esta semana The Economist, cuya portada está dedicada a «La política en la época de la post-verdad». El semanario británico analiza cómo la pérdida de credibilidad de las instituciones que, hasta ahora, de algún modo, habían definido en nuestras sociedades qué es verdad y qué no (podríamos pensar en las iglesias, las universidades, la familia, los intelectuales…) ha dado origen a una nueva forma de hacer política desde la mentira, en medio de un contexto de profunda transformación de los medios de comunicación social marcado por el auge de las redes sociales.

No se trata ya de la mentira sistémica y bien trabada, como podía ser la propaganda soviética. Ahora pierde relevancia el propio hecho objetivo, suplantado por el sentimiento, el bulo en Internet, el prejuicio irracional… Es el gran momento de hábiles políticos sin escrúpulos que básicamente se dedican a manipular las emociones y los miedos de la gente. Y como ejemplos, The Economist alude a las campañas del Brexit y a la de Donald Trump en EE.UU.

De estas y de otras muchas cuestiones nos van a hablar los tres participantes en esta mesa redonda. Son tres perfiles que, en su conjunto, conforman una combinación muy sugerente y prometedora.

En el otro extremo de la mesa tenemos a Valentí Puig, a quien la mayoría de ustedes seguramente habrá seguido a través de sus artículos y colaboraciones en medios de comunicación tan diversos como El País, La Vanguardia, ABC, COPE, La Gaceta de los Negocios, Diario 16…

Es Premio Fontán de periodismo, pero sobre todo Valentí Puig es una de esas raras excepciones en España de gran profesional del periodismo unánimemente reconocido, que además nunca ha ocultado sus convicciones liberal-conservadoras ni menos aún su condición de católico. Le honra también su capacidad para protestar sin faltar nunca al respeto, y su desapego a cargos y sillones, como demostró, por ejemplo, al abandonar el Consell de les Arts i la Cultura por su desacuerdo con la deriva independentista del Gobierno catalán.

Ha escrito unos 40 títulos en castellano y en catalán, abarcando todos los géneros: el ensayo, la poesía, 6 novelas, relatos breves… Entre sus premios, figural el Ramon Llull, el Josep Pla o el Sant Joan.

A su izquierda, se sienta Agustín Domingo Moratalla, sin duda uno de los intelectuales católicos de referencia hoy en España.

Es director de la Universidad Internacional Menéndez y Pelayo y director de la Sección departamental de Filosofía del Derecho, Moral y Política de la Universidad de Valencia.

Esta vertiente académica la ha compaginado con diversas responsabilidades públicas. Es miembro de la Convivencia Escolar de la Comunidad Valenciana, Vicepresidente del Comité de Ética Asistencial del Hospital Clínico Universitario y miembro de la Comisión Humana Asistida. Y ha sido director general de la Familia, Menor y Adopciones de la Generalidad Valenciana.

Entre la larga lista de sus publicaciones, figuran los libros Laicidad democrática y Religión en Paul Ricoeur, y Democracia y Caridad, en el que defiende que la calidad de la democracia depende de la vigor moral en la vida pública, y habla de la necesidad en nuestra sociedad de lo que él denomina inteligencia cordial, la inteligencia del corazón.

Y a mi lado, el último pero no el menor en importancia, aunque sí en edad, tenemos a Jesús Sanz Abad, profesor interino de Antropología Social de la Universidad Complutense de Madrid, con varias investigaciones y publicaciones a sus espaldas fundamentalmente en el ámbito de las migraciones.

Jesús Sanz combina también este perfil universitario con una activa implicación en movimientos sociales, sindicales e incluso políticos. Eso da a sus análisis sobre la actual crisis una solvencia académica que no está reñida con una visión práctica de las cosas, muy pegada al terreno. Son tres perfiles muy complementarios, lo que sin duda enriquecerá esta mesa redonda. Cada ponente tendrá inicialmente una intervención de unos 15 minutos, y a continuación daremos paso al debate y a las preguntas que ustedes quieran formular.

Master

Master de Doctrina Social de la Iglesia

Master de Doctrina
Social de la Iglesia

Residencias

Residencias Universitarias

León XIII (femenina)
Pío XI (masculina)

Fundación

Fundación Pablo VI

Creada por el
Card. Ángel Herrera Oria

Colegio Mayor

Colegio Mayor Pío XII

Colegio Mayor
Pío XII

UPSAM

UPSAM

Univ. Pontificia de Salamanca
Campus Madrid